Nos encantan las quichés, y aunque, la receta original es con masa brisa o quebrada, como en esta receta de hoy, normalmente suelo prepararlas con masa de hojaldre, pues hasta hace poco las masas preparadas eran bastante ásperas y solía prepararlas con hojaldre, que nos encanta.

Mi base de masa brisa y quebrada favorita es de la marca Buitoni, pues tiene más sabor y grosor que otras, pero cuidado con hacer caso a las indicaciones del fabricante, pues suele quedar muy cruda. Por textura, me encanta la de hacendado, fabricada por Casa Tarradellas, ya que en muy poco tiempo queda crujiente, pero es demasiado fina y además muy pequeña para los moldes de quichés tradicionales.

Sobre el relleno puedo comentaros que aunque lo he hecho muchas veces, esta es la segunda vez que lo hago vegano y nos ha encantado a todos, es una auténtica delicia y nada tiene que envidiar a las cremas y bechamel tradicionales.  Además de ser super ligero, cosa que siempre se agradece.

Y vamos con esta sencilla y deliciosa quiché.


Ingredientes para 4 ó 6 comensales:

  • Una base de masa quebrada o brisa, vegetal.
  • 200 gr. de espinacas ya cocidas y muy bien escurridas.
  • Una cebolleta hermosa.
  • Seis champiñones grandes, aproximadamente 400 gr.
  • Una terrina de tofu japonés firme, aprox, 275 gr escurrido.
  • 300 ml. de nata/crema de soja, yo utilizo la marca Alpro, porque es la más fácil de encontrar.
  • Pimienta blanca molida.
  • Nuez moscada molida.
  • Aceite de oliva virgen, suave.
  • Margarina.
  • Aceite de girasol para untar el molde.

0 0 Quiché vegana con espinacas y champis

Preparación

Para la masa:

Comenzamos precalentando el horno, según las indicaciones del fabricante de la masa brisa/quebrada. Untamos el molde de quiché con unas gotas de aceite de girasol y extendemos la masa, intentando no romperla y ajustándola a los bordes. Si nos sobrara mucho alrededor, pasamos un rodillo sobre el molde y retiramos la masa sobrante.

A continuación, podemos pinchar la base con un tenedor o bien recortar el mismo papel que traía la masa, a la medida del fondo de la tartera. Lo ponemos sobre la base y cubrimos con garbanzos sin remojar, de este modo no subirá (personalmente, prefiero esta opción). Y la horneamos hasta estar doradita a nuestro gusto. Cuando esté, sacamos y reservamos.

0 0 Quiché vegana con espinacas y champis0

Para el relleno:

Entonces, hacemos el sofrito del relleno, poniendo un chorrito de aceite de oliva suave en una sartén, junto a una cucharada sopera de margarina. Mientras toma calor, pelamos y picamos la cebolleta y la incorporamos a la sartén, y limpiamos y cortamos en láminas los champiñones y los añadimos a la sartén.

Salpimentamos y lo pochamos todo a fuego bajo. Cuando estén, agregamos las espinacas* muy bien escurridas, salteamos unos minutos hasta que pierdan todo el líquido que pudieran tener, apartamos y reservamos.

0 0 Quiché vegana con espinacas y champis0.0

Mientras tanto, en una jarra, ponemos el tofu desmenuzado y la crema de soja, salpimentamos al gusto. Añadimos la nuez moscada al gusto y trituramos bien, nos ha de quedar una masa muy fina, que añadiremos al sofrito.

Pasos finales:

Mezclamos muy bien y procedemos a rellenar nuestra quiché. La extendemos bien y volvemos a introducir en el horno, previamente precalentado a 180º, solo con grill y a poder ser con ventilador, y la horneamos durante aproximadamente 30 minutos o hasta que la veamos doradita al gusto. Entonces, apagamos y dejamos reposar en el horno unos 15 minutos con la puerta abierta.

0 0 Quiché vegana con espinacas y champis1-1.jpg

Podemos servirla recién hecha, aunque en ese caso es muy complicado servirla, pues se deshace, o bien dejarla reposar unas horas para que cuaje bien y servirla a temperatura ambiente o bien calentada en el microondas. Sea como sea, es una auténtica delicia.

*Recomendaciones: Podemos poner espinacas congeladas, pero hemos de tener en cuenta que nunca tendrán el mismo sabor que cocidas al punto en casa, y además tener siempre la precaución de escurrirlas muy bien.

 

¡¡¡Espero que os guste!!!

Bon profit, buen provecho y ¡¡hasta la próxima receta!!

Quiché vegana de espinacas y champiñones

Deja un comentario

Cerrar menú
A %d blogueros les gusta esto: